Si tu problema es la piel sensible o excesivamente ractiva  te vamos a promponer unos pequeños consejos que harán sentirte mejor con tu propia piel.

Piensa que es un tipo de piel que puede lucir estupenda teneiendo en cuenta algunos detalles. Evita con estos la sensibilidad extrema , las irritaciones, la sequedad, los puntos negros y las manchas.

1# Rutina de limpieza

Rutina facial de lavado; imprescindible: limpia tu piel un par de veces al día con productos transparentes (que no contengan alcohol) así evitarás la irritación. Aplica el limpiador con unos circulos con tus dedos unos segundos sin apretar demasiado. El agua fría es uno de tus mejores aliados, ya que mantiene la piel tersa sin resecarla, y sécate a pequeños toques con una toalla, sin frotar.

2# Cuidado con la exfoliación

Para este tipo de piel se recomienda como mucho una vez por semana y con alguna condición:

-Usa productos scrub, es decir los que tiene como bolitas pero que sean pequeñas para que no agredan en exceso y no frotes demasiado.

-Comprueba los ingrediente porque no te van muy bien los que lleven ácidos frutales o Retinol que pueden ser agresivas para tu piel.

Lo mejor para ti son los productos hipoalergénicos.

3# Usa protector

Otro elemento importante para la salud y el buen aspecto de la pieles sensibles es protegerla de los rayos solares UV. La pie suele ser muy fina y se enrojece con facilidad, usa siempre Factor de protección SPF.

4# Mima tu alimentación

Estos consejos te ayudarán a mantener tu piel fresca y perfecta.

Mascarilla de yogurt natural una vez por semana o también de avena orgánica dejándola 5 minutos dos veces por semana ya que hidratará y suavizará gracias a las vitaminas y minerales que contiene.Otra cosa importante es que evites   los cambios de temperatura y los climas extremos, la ropa muy ajustada y las colonias con alcohol.